Inicia sesiónSuscríbete
Resultados del blog
Te mostramos 0 de 0 resultados
¡No pierdas la curiosidad! Encontrarás algo.
Consejos para encuestas

Tres formas de obtener más valor a partir de una sola encuesta

Tres formas de obtener más valor a partir de una sola encuesta

Más de la mitad de los empleados no está satisfecha con su sueldo actual. El 75 % de las personas confía más en el contenido respaldado por datos que en el contenido que no los tiene. Las encuestas te ofrecen un panorama increíble de las preferencias y comportamientos humanos. Sin embargo, necesitas cuidar que ese panorama se mantenga al día.

Como los sentimientos mudan con facilidad, si usas encuestas para tomar decisiones estratégicas necesitas estar alerta. Hemos realizado nuestra encuesta recurrente anual de Fortune 500 por tercera vez y JP Morgan Chase pasó de ser la empresa más influyente al puesto n.o 73 y después retomó el primer lugar.

¿Quieres averiguar el sentimiento de pertenencia de tus empleados respecto de la empresa, el nivel de satisfacción de tus clientes con los productos que ofreces o su opinión sobre un nuevo logotipo para tu marca? Si es así, realiza la misma encuesta varias veces para que tengas resultados con los que puedas trabajar. Hacer encuestas recurrentes te permitirá establecer puntos de referencia a través del tiempo (¿tus clientes están más contentos?); obtener datos precisos (¿les sigue gustando Facebook a los millenials?), comparar respuestas y mantener abiertas las conversaciones (¿qué tipo de capacitación les gustaría recibir a los empleados?).

Una vez que hayas puesto manos a la obra y creado una encuesta con la que te sientas a gusto, envíala todas las veces que quieras mientras exista tu cuenta. ¿Por qué no sacarle provecho?

Mide tu progreso con puntos de referencia y observa los cambios con el tiempo

Relojes, medir los cambios a través del tiempo

¿Cómo se ve el éxito para ti? Establecer puntos de referencia te da una idea de las opiniones de tu público. Puedes compararlas a través del tiempo para evaluar los resultados de distintas estrategias. ¿Acaso tus clientes están más satisfechos con el servicio que ofreces ahora? ¿Cómo percibieron los asistentes tu más reciente evento en comparación con el primero?

Cuando estableces puntos de referencia, lo más importante es la uniformidad. Supongamos que creaste una encuesta de prueba de conceptos para descubrir qué piensan los consumidores acerca de diferentes nombres para tu nueva empresa de helados. La respuesta fue... decepcionante, por lo que decides poner a prueba otras opciones.

Para que tus resultados sean lo más claros posible, asegúrate de que el tamaño de la muestra y las distribuciones demográficas de las dos encuestas sean similares. Si los públicos son muy diferentes, es probable que tus resultados no sean precisos. Por ejemplo, los adolescentes podrían no sentirse tan emocionados con el nombre “Whey Jude” para un sabor como las personas que recuerdan la década de los sesenta.

Consejo para establecer puntos de referencia: Si no sabes cómo hacer que tus criterios demográficos sean siempre los mismos, SurveyMonkey Audience puede ayudarte a acceder a grupos con exactamente los mismos parámetros que te interesan.

Identifica cambios en las actitudes o percepciones

¿Pero qué pasa si no quieres contactar a distintas personas? Tal vez lo que te interesa es ver cómo el mismo grupo de personas (tal vez empleados o un grupo determinado de clientes) cambia de opinión con el paso del tiempo. Eso se llama estudio longitudinal, y las encuestas pueden ayudarte a llevarlo a cabo.

Como estás encuestando al mismo grupo de personas, la menor discrepancia en tus resultados será estadísticamente más significativa que si estuvieras comparando con puntos de referencia. Cuando la audiencia es la misma, cualquier diferencia será de peso. Según el tipo de encuesta que uses, puedes también crear filtros para comparar las diferencias a través del tiempo.

Consejo para tu estudio longitudinal: Cuando decidas el tamaño de la muestra, debes pensar qué tan uniformes esperas que sean las respuestas. Si encuestas a los empleados y responder es obligatorio para ellos, tendrás mucha más certidumbre de que las respuestas sean uniformes a que si estás haciendo una investigación de mercado o si encuestas a tus clientes. La regla de oro es seleccionar tres veces tantos participantes como sea necesario para que puedas tomar una decisión con base en tus resultados.

Replica tus resultados: tendrás un caso más sólido

rulers

¿Necesitas una última razón para repetir la misma encuesta de nuevo? Precisión. Cualquier científico sabe que la capacidad de obtener los mismos resultados una y otra vez es la forma más contundente de demostrar una teoría. Los hallazgos de una encuesta que se ha realizado una sola vez pueden ser un buen indicador de algo, pero tener los mismos resultados en tres estudios diferentes es mucho más convincente.

¿Quieres tener argumentos difíciles de refutar? Vuelve a enviar tu encuesta en momentos diferentes del día/mes/año a personas con distintas características demográficas y por diferentes medios. Si tus hallazgos siguen siendo uniformes, tendrás la prueba que necesitas para tomar una decisión (o para demostrar un punto).
No importa la razón, volver a enviar una encuesta con SurveyMonkey es rápido y fácil. Puedes usar la misma encuesta para generar un enlace que puedas compartir o hacer una copia si prefieres mantener los resultados por separado.