Independientemente de si eres un profesional de recursos humanos que realiza entrevistas de salida o el dueño de un taller de autopartes que desea obtener opiniones de sus clientes, siempre tendrás que hacer las preguntas correctas en tus encuestas para obtener las respuestas que necesitas.

El primer paso consiste en definir claramente tus objetivos. ¿Qué quieres saber exactamente? ¿Un sondeo online te ayudaría a identificar tendencias o patrones (como la preferencia en el uso de dispositivos móviles entre tus usuarios) y notificar planes de desarrollo de productos? ¿Acaso simplemente deseas calcular tu índice Net Promoter Score? ¿Deseas enviar un cuestionario online para potenciar los niveles de asistencia en tu próxima conferencia de ventas? Quizás estás intentando recuperar clientes que han decidido optar por otra empresa. Es importante saber exactamente cuáles son tus objetivos para crear un cuestionario online efectivo. Solo así podrás comenzar a hacer las preguntas correctas.

La guía perfecta para elaborar mejores preguntas

Trabaja retrospectivamente y avanza con más rapidez

Para profundizar en el punto anterior sobre definir tus objetivos, puedes trabajar de manera retrospectiva, lo cual te ayudará a formular todas las preguntas y obtener todas las respuestas (o métricas) que necesitas para tu cuestionario. Por ejemplo, si tu cuestionario compara conceptos de un anuncio, puedes elaborar la hipótesis de que el X % de la muestra de los encuestados prefiere el proyecto A sobre el proyecto B, mientras que un Y % prefiere el proyecto A sobre el proyecto C. Aun cuando no conoces con seguridad las respuestas que obtendrás, puedes tener una visión clara de cuáles son las preguntas que necesitas hacer.

Usa un lenguaje claro y directo

Evita usar palabras técnicas, jerga o cualquier vocabulario específico de la industria que pueda confundir o frustrar a tus encuestados. También es buena idea ser específico y concreto. Es mejor preguntar a los encuestados sobre el uso del “teléfono celular” en vez de sobre el uso de un “dispositivo portátil”. “Música” es mucho más específico que “contenido”. ¿Cómo saber si estás usando un lenguaje claro y fácil de comprender en tu cuestionario? Analiza la posibilidad de hacer una prueba previa y enviar una encuesta o un sondeo online a tus compañeros de trabajo.

No uses preguntas compuestas

Si bien puede resultar tentador combinar dos preguntas en una, resiste la tentación, ya que puedes poner en riesgo la fiabilidad de los datos de tu encuesta. Veamos, por ejemplo, la siguiente pregunta de investigación de mercado: “¿Te gusta nuestro nuevo sabor de golosina y lo comprarías con mayor frecuencia que el sabor original?”. Dado que se trata de dos preguntas en una, resulta difícil medir qué piensan los encuestados sobre cada una de las afirmaciones por separado.

No uses lenguaje tendencioso

El lenguaje tendencioso, repleto de suposiciones, se debe evitar en los cuestionarios. Por ejemplo: “Muchas personas se quejan de que los tiempos de espera en las salas de emergencia son demasiado largos. ¿Es usted una de esas personas?”. Resulta evidente que en la pregunta se da por sentado lo que se está preguntando y esto provoca que los encuestados respondan de cierta manera.

Sigue el ejemplo de los expertos

A veces, necesitas acudir a los expertos para obtener inspiración para tus encuestas. El banco de preguntas de SurveyMonkey es una fuente con miles de preguntas certificadas y redactadas previamente por nuestro equipo de expertos en metodología. Es fácil de encontrar e incorporar los tipos de preguntas más frecuentes por categoría. Cada conjunto de preguntas y respuestas ha sido escrito para reducir el sesgo y ofrecerte las respuestas más precisas posibles.

Utiliza estos importantes consejos para crear preguntas efectivas en tus cuestionarios, sondeos y encuestas online. Millones de personas utilizan SurveyMonkey, incluido el 99 % de las empresas de la lista Fortune 100.

Ahora es tu turno. Comienza hoy mismo. SurveyMonkey Audience te da acceso a millones de encuestados listos para brindar las respuestas que necesitas para tomar decisiones fundamentales.

Ve cómo SurveyMonkey puede impulsar tu curiosidad